Aquesta pàgina requereix tenir activat el javascript per a funcionar correctament

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación, así como cookies de complemento de redes sociales. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cerrar
Noticias › Notas de Prensa › Transformación Digital

NOTA DE PRENSA: El ICAB da impulso a la redacción de la Carta de Derechos de la Ciudadanía en la Era Digital para convertir Barcelona en la capital mundial de los derechos digitales

26/11/2018
Este lunes, 26 de noviembre de 2018, se ha celebrado en la sede del Colegio de la Abogacía de Barcelona el segundo seminario para establecer las bases sobre las que se ha de redactar la Carta de Derechos de la Ciudadanía en el Era Digital, liderado por la decana del Colegio, Mª Eugenia Gay y el diputado responsable de la Comisión de Transformación Digital y presidente de ENATIC, Rodolfo Tesone.
NOTA DE PRENSA: El ICAB da impulso a la redacción de la Carta de Derechos de la Ciudadanía en la Era Digital para convertir Barcelona en la capital mundial de los derechos digitales

El Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB), a través de su Comisión de Transformación digital, ha dado impulso a la redacción de la Carta de los derechos de la Ciudadanía en la Era digital, un proyecto y compromiso de la abogacía, liderado por la decana del Colegio, Mª Eugènia Gay y el diputado responsable de la Comisión de Transformación digital y presidente de ENATIC, Rodolfo Tesone. A través de la redacción de esta Carta y de la mano de las entidades participantes en la redacción se pretende convertir Barcelona en la capital mundial de los derechos digitales.

Conscientes de que la redacción de este texto es un proyecto de carácter transversal y de ámbito internacional, el ICAB considera que es imprescindible la colaboración con los diferentes sectores de la sociedad mediante un proceso participativo. Por eso está impulsando la redacción de esta Carta en colaboración con el Mobile World Capital Barcelona, y con la participación de ENATIC, la Universidad de Barcelona, la Universidad Autónoma de Barcelona, la Universidad Politécnica de Barcelona- Barcelona-Tech, la Universidad Pompeu Fabra, Internet Society, el Servicio de Inclusión y Capacitación Digital de la Consejería de Políticas Digitales y Administración Pública de la Generalidad de Cataluña, el MIT-Spain, Barcelona Tech City, IFCLA, ISACA, ASCOM, representantes del abogacía y del mundo empresarial, INCIBE y la Comisión de Transformación Digital del Colegio de la Abogacía de Barcelona.

Este paso adelante en la redacción del texto ha sido posible gracias a la celebración de un seminario -el segundo- para continuar reflexionando sobre los derechos y otros aspectos propios de la sociedad del siglo XXI que es esencial que la futura Carta recoja para conseguir defender todos los derechos digitales de la ciudadanía, dado que el avance tecnológico es imparable y al mismo tiempo algunos de los cambios que ha comportado han puesto de manifiesto nuevos peligros para las personas que hay que preservar.

Este seminario, celebrado en la sede del Colegio de la Abogacía de Barcelona, se ha dividido en seis mesas de debate y análisis sobre los temas siguientes: "Dignidad digital, privacidad y indemnidad de la red"; "Acceso libre, igualdad, neutralidad en la red y ética empresarial"; "Activos digitales. Derecho de acceso a los contenidos culturales "; "Menores, colectivos vulnerables y educación"; Seguridad de los sistemas de información "y" Transparencia y tutela de derechos”.

En el marco de la primera mesa titulada "Dignidad digital, privacidad y indemnidad de la red", se ha señalado que las tecnologías digitales deben garantizar la dignidad de las personas y el libre desarrollo de la personalidad. En este sentido, ha afirmado que la dignidad del "ciberespacio" debe ser entendida como una extensión del concepto dignidad fuera de este ámbito, es decir, el respeto a las personas y a sus actos, y esto conlleva que el uso de las tecnologías no debe afectar negativamente la dignidad de las personas.

Por este motivo, se ha establecido que es fundamental proteger los datos personales, la imagen, el honor entendido como todo lo contrario a la vejación, desprecio, exposición, humillación, degradación, etc.- la vida íntima y privada, preservar el anonimato; velar por el derecho al olvido, la intimidad en las relaciones en el entorno laboral y la desconexión voluntaria.

En la segunda mesa se ha puesto de relieve la necesidad de que el acceso a Internet sea abierto y libre y evitar que haya discriminación por razón de género, raza, religión, procedencia social o económica. También se ha valorado la necesidad de que la Red se rija por el principio de transparencia, y el respeto a la libertad de expresión y diversidad cultural. Finalmente se ha tratado sobre la ética empresarial, destacando que la capacidad de explotación económica de la tecnología debe establecer límites basados en el respeto a los derechos humanos y los principios de responsabilidad social corporativa.

En el marco de la mesa sobre el derecho de acceso a los contenidos culturales se ha reflexionado en relación la participación de las personas en el ámbito cultural y el hecho de que los Estados deberán garantizar el pluralismo. También se han abordado las cuestiones relativas a los derechos de autor y de creación.

El cuarto tema tratado en el transcurso del seminario ha versado sobre los menores y otros colectivos vulnerables. En este sentido, se ha señalado la necesidad de proteger los derechos de la infancia y adolescencia. Por ello se considera fundamental el uso de las TIC como una herramienta educativa, a fin de proteger y limitar el impacto psicológico que puede tener sobre este colectivo así como entre otras personas en situación de vulnerabilidad. También se ha hablado de la necesidad de promover la capacitación profesional y que las administraciones públicas -en colaboración con las empresas tecnológicas- resuelvan los obstáculos que dificultan el uso y acceso a las nuevas tecnologías con el fin de eliminar la brecha digital.

La quinta tabla ha tratado sobre la seguridad de los sistemas de información. Los participantes afirmaron que para abordar este ámbito deberían contemplar los aspectos relacionados con la disponibilidad de infraestructura o tecnología fiable y resistente a los datos, autenticidad (derecho a firma digital interoperable) integridad, para que no se utilice la tecnología para hacer daño a las personas) confidencialidad y trazabilidad para conocer los parámetros en que se ha basado un sistema autónomo para tomar una decisión.

La sexta mesa ha servido para analizar la transparencia y la tutela de derechos. En este sentido, se ha considerado que la tecnología ha de asegurar una mayor eficacia en el conocimiento que tiene el ciudadano de la actividad pública y privada con incidencia en sus derechos fundamentales, velar por el cumplimiento de la publicidad, salvaguardar el ejercicio del derecho de acceso a la información pública y garantizar la observancia del buen gobierno.

El ICAB da impulso a la redacción de la Carta de Derechos de la Ciudadanía en la Era Digital para convertir Barcelona en la capital mundial de los derechos digitales

Este lunes, 26 de noviembre de 2018, se ha celebrado en la sede del Colegio de la Abogacía de Barcelona el segundo seminario para establecer las bases sobre las que se ha de redactar la Carta de Derechos de la Ciudadanía en el Era Digital, liderado por la decana del Colegio, Mª Eugenia Gay y el diputado responsable de la Comisión de Transformación Digital y presidente de ENATIC, Rodolfo Tesone.          

Barcelona, 26 de noviembre de 2018. El Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB), a través de su Comisión de Transformación digital, ha dado impulso a la redacción de la Carta de los derechos de la Ciudadanía en la Era digital, un proyecto y compromiso de la abogacía, liderado por la decana del Colegio, Mª Eugènia Gay y el diputado responsable de la Comisión de Transformación digital y presidente de ENATIC, Rodolfo Tesone. A través de la redacción de esta Carta y de la mano de las entidades participantes en la redacción se pretende convertir Barcelona en la capital mundial de los derechos digitales.

Conscientes de que la redacción de este texto es un proyecto de carácter transversal y de ámbito internacional, el ICAB considera que es imprescindible la colaboración con los diferentes sectores de la sociedad mediante un proceso participativo. Por eso está impulsando la redacción de esta Carta en colaboración con el Mobile World Capital Barcelona, y con la participación de ENATIC, la Universidad de Barcelona, la Universidad Autónoma de Barcelona, la Universidad Politécnica de Barcelona- Barcelona-Tech, la Universidad Pompeu Fabra, Internet Society, el Servicio de Inclusión y Capacitación Digital de la Consejería de Políticas Digitales y Administración Pública de la Generalidad de Cataluña, el MIT-Spain, Barcelona Tech City, IFCLA, ISACA, ASCOM, representantes del abogacía y del mundo empresarial, INCIBE y la Comisión de Transformación Digital del Colegio de la Abogacía de Barcelona.

Este paso adelante en la redacción del texto ha sido posible gracias a la celebración de un seminario -el segundo- para continuar reflexionando sobre los derechos y otros aspectos propios de la sociedad del siglo XXI que es esencial que la futura Carta recoja para conseguir defender todos los derechos digitales de la ciudadanía, dado que el avance tecnológico es imparable y al mismo tiempo algunos de los cambios que ha comportado han puesto de manifiesto nuevos peligros para las personas que hay que preservar.

Este seminario, celebrado en la sede del Colegio de la Abogacía de Barcelona, se ha dividido en seis mesas de debate y análisis sobre los temas siguientes: "Dignidad digital, privacidad y indemnidad de la red"; "Acceso libre, igualdad, neutralidad en la red y ética empresarial"; "Activos digitales. Derecho de acceso a los contenidos culturales "; "Menores, colectivos vulnerables y educación"; Seguridad de los sistemas de información "y" Transparencia y tutela de derechos”.

En el marco de la primera mesa titulada "Dignidad digital, privacidad y indemnidad de la red", se ha señalado que las tecnologías digitales deben garantizar la dignidad de las personas y el libre desarrollo de la personalidad. En este sentido, ha afirmado que la dignidad del "ciberespacio" debe ser entendida como una extensión del concepto dignidad fuera de este ámbito, es decir, el respeto a las personas y a sus actos, y esto conlleva que el uso de las tecnologías no debe afectar negativamente la dignidad de las personas.

Por este motivo, se ha establecido que es fundamental proteger los datos personales, la imagen, el honor entendido como todo lo contrario a la vejación, desprecio, exposición, humillación, degradación, etc.- la vida íntima y privada, preservar el anonimato; velar por el derecho al olvido, la intimidad en las relaciones en el entorno laboral y la desconexión voluntaria.

En la segunda mesa se ha puesto de relieve la necesidad de que el acceso a Internet sea abierto y libre y evitar que haya discriminación por razón de género, raza, religión, procedencia social o económica. También se ha valorado la necesidad de que la Red se rija por el principio de transparencia, y el respeto a la libertad de expresión y diversidad cultural. Finalmente se ha tratado sobre la ética empresarial, destacando que la capacidad de explotación económica de la tecnología debe establecer límites basados en el respeto a los derechos humanos y los principios de responsabilidad social corporativa.

En el marco de la mesa sobre el derecho de acceso a los contenidos culturales se ha reflexionado en relación la participación de las personas en el ámbito cultural y el hecho de que los Estados deberán garantizar el pluralismo. También se han abordado las cuestiones relativas a los derechos de autor y de creación.

El cuarto tema tratado en el transcurso del seminario ha versado sobre los menores y otros colectivos vulnerables. En este sentido, se ha señalado la necesidad de proteger los derechos de la infancia y adolescencia. Por ello se considera fundamental el uso de las TIC como una herramienta educativa, a fin de proteger y limitar el impacto psicológico que puede tener sobre este colectivo así como entre otras personas en situación de vulnerabilidad. También se ha hablado de la necesidad de promover la capacitación profesional y que las administraciones públicas -en colaboración con las empresas tecnológicas- resuelvan los obstáculos que dificultan el uso y acceso a las nuevas tecnologías con el fin de eliminar la brecha digital.

La quinta tabla ha tratado sobre la seguridad de los sistemas de información. Los participantes afirmaron que para abordar este ámbito deberían contemplar los aspectos relacionados con la disponibilidad de infraestructura o tecnología fiable y resistente a los datos, autenticidad (derecho a firma digital interoperable) integridad, para que no se utilice la tecnología para hacer daño a las personas) confidencialidad y trazabilidad para conocer los parámetros en que se ha basado un sistema autónomo para tomar una decisión.

La sexta mesa ha servido para analizar la transparencia y la tutela de derechos. En este sentido, se ha considerado que la tecnología ha de asegurar una mayor eficacia en el conocimiento que tiene el ciudadano de la actividad pública y privada con incidencia en sus derechos fundamentales, velar por el cumplimiento de la publicidad, salvaguardar el ejercicio del derecho de acceso a la información pública y garantizar la observancia del buen gobierno.

El trabajo realizado en este seminario se sumará a la que ya se hizo durante el primero, celebrado el pasado mes de julio en el ICAB, y que está sirviendo para establecer las bases de la materialización de la Carta de los Derechos la Ciudadanía en la Era Digital.

El ICAB, a través de la Comisión de Transformación digital, continuará trabajando con todas las entidades citadas anteriormente para avanzar en el proceso de redactado de esta Carta con el objetivo preservar los derechos de la ciudadanía en una sociedad cibernética y para convertir Barcelona en referente y capital mundial de los derechos digitales.

El trabajo realizado en este seminario se sumará a la que ya se hizo durante el primero, celebrado el pasado mes de julio en el ICAB, y que está sirviendo para establecer las bases de la materialización de la Carta de los Derechos la Ciudadanía en la Era Digital.

El ICAB, a través de la Comisión de Transformación digital, continuará trabajando con todas las entidades citadas anteriormente para avanzar en el proceso de redactado de esta Carta con el objetivo preservar los derechos de la ciudadanía en una sociedad cibernética y para convertir Barcelona en referente y capital mundial de los derechos digitales.

Contactos